Perfil: los niños de cinco años


El niño de cinco años es sociable, decidido, seguro, autónomo, independiente, reservado, serio, realista. Es amable, afectuoso, comprensivo, empático y muy charlatán. Es responsable y le agrada cooperar. Es constante y voluntarioso. Le gusta finalizar lo que ha comenzado. Puede planificar proyectos y concretarlos, mostrando intencionalidad en sus acciones y realizaciones. Puede evaluar procesos y resultados. Puede realizar hipótesis y ciertas inferencias. Es capaz de esperar su turno. Sus grupos de juego se amplían y aparecen líderes.

Escucha por períodos cada vez más prolongados los relatos de sus compañeros y de sus docentes. Efectúa preguntas para conocer más detalles de una historia o situación. Su lenguaje es fluido y completo. Pregunta para informarse. Ha aumentado su capacidad de atención. Presenta amplia destreza en sus movimientos. Ha avanzado en el desarrollo de sus habilidades motoras, las cuales perfecciona y coordina: corre, salta, trepa, tracciona, lanza, recibe, rola, se suspende y empuja. Reconoce su esquema corporal y sus articulaciones. La coordinación fina ha progresado lo suficiente como para permitirle una amplia agilidad manual. Puede recortar, abollar, plegar, doblar e iniciarse en la escritura.

Comentarios

Entradas populares de este blog

Explorando con los sentidos

Matemáticas: juegos reglados para trabajar las Funciones del Número

Matemáticas: juegos reglados para trabajar la Medida

Ideas de Unidades Didácticas y Proyectos